lunes, 7 de junio de 2021

In her Majesty's Name: La Vieja Guardia

"Yo estuve allí el día que los soldados automáticos de Napoleón IV sitiaron y ocuparon el palacio de Buenavista.

Cuentan que el anillo de hierro con el que Guillermo I sitió París apenas aguantó unas horas cuando frente a él comenzaron a formar líneas enteras de autómatas armados con pesadas armas de fuego. Las baterías de artillería prusianas eran tremendamente poderosas, pero los soldados de acero y latón franceses, movidos por una fuerza misteriosa y dotados de inteligencia, lograron alcanzar las líneas de Guillermo, momento en el que incluso los soldados más veteranos cayeron presa del pánico al ver a estos androides de dos metros, vestidos como la Vieja Guardia de Napoleón I, machacaban a sus compañeros.

Tras la rotura del cerco de París los soldados franceses, liderando estos autómatas expulsaron a los prusianos hasta el Rin, dónde el propio río hizo de frontera para estas máquinas. No pasó mucho tiempo hasta que el propio Napoleón IV echó la vista hacia la península y vió cómo la República se desangraba entre luchas de poder interno. En cuanto los cantonalistas izaron las banderas desafíando al gobierno, los franceses envíaron a sus tropas más a cruzar los pirineos.

Cuando desde el río Jarama comenzaron a sonar las descargas de artillería, los que estábamos en Madrid supimos que el frente de la columna francesa estaría en breve aquí. No sabíamos que estos androides eran soldados terribles por incansables. Las milicias llamaron a todos los hombres a defender la capital, pero al caer la noche la columna francesa, que no se había detenido en ningún momento alcanzó las primeras viviendas de la ciudad. Me gustaría decir que la población se portó como aquel dos de mayo de 1808, pero al despuntar el alba todo Madrid estaba bajo el dominio de Napoleon IV. Sólo el Palacio de Buenavista, dónde se fortificó el cuartel general del ejército logró aguantar unas horas las descargas de las pesadas armas de los soldados automáticos, lo que permitió a unos cuantos miles de ciudadanos que pudiéramos escapar de la ciudad, cruzar Despeñaperros y lamernos las heridas en Cádiz."

- XVIII diario de Cristino Martos y Balbi

La Vieja Guardia de Napoleón IV domina la plaza de Cibeles. 

Hola a todos de nuevo. Hace relativamente poco que presentamos, en una serie de entradas seguidas, a la I Brigada Anfibia de Cartagena, una unidad militar de lo que queda del estado español tras ser invadido por el ejército de Napoleón IV, y tras ponerles cara a los integrantes de estos hombres necesitábamos ocuparnos de unos antagonistas a su altura.

A decir verdad hace bastantes meses, cuando pensaba en el trasfondo de la banda anterior se me ocurrió la idea de introducir autómatas en el juego. Además se podría explotar algo más las reglas de los campos eléctricos y los generadores de energía que permiten a estas máquinas y a los andadores (walkers) moverse. Poco después de hacer un boceto de reglas los creadores del juego anunciaron la segunda edición de In Her Majesty's Name, con la adición de reglas para jugar con androides (automatons) y evidentemente yo me quedé expectante por saber como las desarrollarían. Pero lo cierto es que no pude reprimir mis ansias creativas y me hice con dos figuras de la gama Europe Ablaze de Artizan para convertirlos en autómatas de guerra vestidos de la Vieja Guardia napoleónica: Panzer-bot Neun y Panzer-bot Dreizehn.

Las miniaturas originales, antes de ganarse
el uniforme de granaderos.

Tras conseguir las miniaturas viene el momento de empezar a trabajar: modelarles el gorro de granadero napoleónico y añadir un par de plumas de matrices de imperiales de Warhammer Fantasy Battles, ponerles a la espalda un par de mochilas de pertrechos de la caja de soldados de Frostgrave y por último localizar dos cuchillos para poner en la punta de las ametralladoras para hacer dos brutales bayonetas. Se imprima en negro y a pintar...

Como podéis ver el esquema está basado en el uniforme de los granaderos de la Vieja Guardia napoleónica de principios del siglo XIX. Sin entrar en detalles, se trata de una combinación bastante llamativa y reconocible de blanco, azul y rojo, con las plumas del bonete de piel en rojo. Como detalle, cuando estaban a medio pintar las miniaturas mi suegro vino a casa y viendo las figuras de lejos, acertó con que estaba pintando unos franceses napoleónicos. Eso si, luego al verlos de cerca se sorprendió con la mezcla de robot-soldado que tenía entre manos. 

Las caras se han pintado como si fueran muñecos cascanueces, con esos bigotes marcados que, según parece, los soldados franceses tenían obligación de lucir. Es cierto que el espacio de cara que tienen los androides es muy pequeño como para incluir nada más que el bigote, ojos y un punto rojo que señala la nariz de la figura. 

El detalle del águila del pecho de los autómatas pensé en limarlo y hacerlo desaparecer, pero pensé que podría pasar por una versión moderna del águila napoleónica, así que terminaron pintadas de dorado. Es de suponer que los descendientes de Bonaparte adoptarían el águila como emblema del nuevo Imperio Francés. 



Las armas, originalmente unas ametralladoras MG 42, se han pintado de color madera, representando un fusil de cuerpo robusto y pesado o una ametralladora arcaica con los carenados de madera. La bayoneta de hoja tan exagerada en la punta le da un aspecto amenazador. 

Vistas del primer soldado de la Vieja Guardia, con el arma a
medio cuerpo y preparado para abrir fuego. 

Vistas del segundo soldado, manteniendo en alto el arma. Un vigilante
incansable que puede mantener durante semanas su posición, siempre
que no le falte energía... ni munición.

Como comentaba al principio de esta entrada, hace poco nos llegó la nueva edición de IHMN, mejorada y revisada, pero con ciertas lagunas o aspectos que quizás esperábamos que hubieran abordado los creadores con mas profundidad. Uno de estos es, al menos para mi, las reglas para autómatas, muy sencillas, tanto que incluyen como autómatas zombies y esqueletos levantados mediante nigromancia... no sé, a mi no me convencen.

Aún así las reglas (aún no probadas) para estos autómatas son las siguientes: 
Si, es algo caro, pero si nos ceñimos a las reglas de IHMN podríamos tener este perfil. Por otro lado me hubiera gustado más que los autómatas fueran poderosos pero más limitados en sus acciones que un humano, y en consonancia mucho más baratos... quizás en una entrada nueva lo aborde.

" Muévase señor "

Espero que os haya gustado la entrada... recordad que podéis añadir un comentario contando que os ha parecido y seguirnos en Facebook y en Telegram. Nos leemos.

miércoles, 2 de junio de 2021

El Minotauro

Esta semana os presentamos un minotauro de la gama bones de Reaper, perfecto para representar esos encuentros tan molestos en las ruinas de Felstad para Frostgrave, pero también con muchos otros usos en otros muchos juegos como Broken Legions, dónde puede representar la forma más canónica de un minotauro sediento de carne humana, o para Thud and Blunder, dónde puede acompañar a una siniestra banda de saqueadores del caos.



No os haré ningún descubrimiento si comento que las miniaturas de esta gama, bones, tienen sus pros y sus contras. Por un lado son figuras copia de otras de plomo clásicas de Reaper, pero de un plástico que no llega a reproducir tan fielmente los detalles como el plomo o la resina. Tiene la pega que a veces la pintura tiende a no fijarse correctamente, sobre todo si no se emplea una imprimación a spray o aerógrafo. Por otro lado son figuras que pesan muy poco y tienen un precio muy aceptable y muy por debajo de una figura de metal. Muy interesante si tienes la intención de hacerte con un bestiario variado con figuras grandes como esta. Ya pinté hace unos años un golem de piedra de la misma gama (puedes ver la entrada aquí).


No podía faltar una foto del minotauro en un laberinto... acompañado de unas ratas que le hacen compañía mientras espera la llegada de humanos a modo de alimento.


Espero que os haya gustado la entrada. Nos leemos por aquí y en Facebook.

martes, 11 de mayo de 2021

Practicando con la luz: object source lighting (OSL)

Hola de nuevo. Esta semana vamos a tener una entrada que sirva como ejemplo de cómo pintar la iluminación de determinados objetos sobre las figuras. Para comenzar he de advertir que estoy lejos de ser un experto en el tema, pero quizás este viejo caballero sirva a alguien de ejemplo o de inspiración.


Si sois seguidores del blog, quizás ya conozcáis al viejo caballero que nos acompaña y que ya apareció en otra entrada, junto a un templario y el taumaturgo que últimamente nos acompaña. El "experimentado" caballero que aquí os presento es Sebastian, miniatura de Hasselfree Miniatures, y que en la anterior entrada, por la iluminación, no se podían apreciar bien los colores del conjunto.

Como primer paso es necesario comenzar por una miniatura pintada o casi finalizada, ya que estos efectos de iluminación se dan sobre las capas de pintura anteriores. Un punto importante creo que es que los colores que emplees para empezar a pintar las partes no iluminadas de la miniatura han de ser oscuros, poco saturados, porque así posteriormente lograremos un contraste fuerte con las iluminaciones. Evidentemente también es muy importante tener una idea clara de cuáles son los focos de luz que iluminarán la figura, por ejemplo en el caballero la antorcha que lleva en su mano izquierda es la que iluminará con una luz fuerte y cálida la cara y la armadura en su lado. También se puede ver como se ha iluminado ligeramente el suelo, pero mucho menos, por supuesto.

El paso siguiente es iluminar con la pintura muy diluida las áreas orientadas hacia el foco de luz con un color igual al del foco, pero con un tono más oscuro. Por ejemplo en el caballero, con una antorcha que proyecta luz amarilla he empleado, como se puede ver más abajo, colores marrones. En el caso de que el foco de luz sea verde o azul, emplearía un verde oscuro o un azul oscuro para dar una base.

A partir de esta base de color muy muy diluido se ha de ir iluminando con colores mas claros, gradualmente, hasta las zonas mas prominentes o que reflejarán mas la luz, en el ejemplo en la cara sería el pómulo izquierdo, la sien izquierda y la oreja. También la aleta izquierda de la nariz se iluminaría de esta forma.


Al igual que ocurre con la parte iluminada, la zona en penumbra también necesita de una paleta de colores ligeramente adaptada para lograr un mayor contraste con la zona iluminada. En este caso se ha optado por emplear colores poco saturados o mezclados con grises, pero hay muchas formas de lograrlo, empleando tintas, meclando colores con morados o azules oscuros, a base de lavados... la práctica hace al maestro, así que no tengáis miedo a los OSL. 



Ahora sólo queda que una expedición de aventuraros acepte al veterano caballero para explorar mazmorras, ruinas y todo tipo de guaridas de seres malignos.

¡Hasta la próxima!

martes, 6 de abril de 2021

Chamanes en el multiverso

¡Hola de nuevo! Volvemos a publicar una semana más una entrada dedicada a una pareja de magos, hechiceros, brujos, chamanes o cómo queráis denominarlos.

Cómo viene siendo costumbre últimamente, comienzo con haciendo memoria y pensando cuantos años han pasado estas miniaturas en la cola de espera de pintura... cómo mínimo serán 5 años, que no son pocos, pero visto lo visto tampoco muchos. Son dos figuras de la marca Reaper, que tantos magos y personajes diversos producen. Las referencias son "Indian Shaman" y "Raven" y como podéis comprobar de nuevo son perfectas para hacer las veces de un brujo y su aprendiza para Frostgrave, o como una pareja de cambiapieles para Dracula´s America... o incluso los he utilizado como chamanes en In Her Majesty's Name. Las posibilidades son grandes.


Respecto al pintado ha sido (lo reconozco) bastante poco llamativo. Las pieles las quería oscuras y aunque han quedado bastante definidas no ha sido un proceso fácil, pues no tenía una receta como con las pieles más claras. Las ropas que visten tampoco son llamativas, pues son básicamente piezas de cuero, así como el pelo oscuro, negro, que a veces se hace tan complicado de iluminar. Si que puedo estar contento de las armas de piedra, aunque lo cierto es que también estuve buscando algún tutorial sobre como pintar una punta de lanza de sílex... pero no encontré casi nada.

Creo que poco más hay que decir, al final estoy contento con el resultado que aunque podría haber sido mejor, creo que tienen un nivel bastante aceptable para aparecer sobre la mesa de juego. 


Como siempre, recordaros que podéis seguirnos en Facebook, suscribiros a las entradas en Blogger o también seguir nuestro canal de novedades en Telegram.

¡Nos leemos por aquí!

viernes, 26 de marzo de 2021

Frostgrave: arqueros sombríos

Hace mucho, mucho tiempo, en un mundo en el cual si alguien te hablaba de "pandemia" pensabas que ibas a jugar a un juego de mesa, comencé a pintar dos arqueros elfos para Frostgrave.

La idea era que formaran parte de la banda del pérfido Theodorus, el invocador con el que empecé a explorar las ruinas de Felstad. A pesar de que seguramente habréis observado que se trata de un par de guerreros elfos sombríos, (además esculpidos por Juan Díaz) decidí que bien podrían representar un habitante de otros planos, o un cruce entre uno de estos y un humano o un elfo, al estilo de los genasi del juego Dungeons & Dragons. 



En mi ensimismamiento empecé a pintarles la piel de un color carne mezclado con bastante morado, de forma que bien podrían pasar por los elfos de la noche del videojuego Warcraft III.

Como se ve, las miniaturas poseen un buen detalle y tienen ese modelado de "sexta edición" de Warhammer Fantasy Battles tan característico (y que tanto me gusta). Además de sus armas se ve como llevan equipo variado con bolsas variadas, cuerdas, su carcaj con munición y por supuesto una capa para protegerse del frío y de las miradas indiscretas.





Su arma principal es un arco de madera clara y bien pulida, al estilo del de Gareth, el explorador elfo que pinté en 2017 para la banda de Motius. Además llevan una espada corta para ahuyentar a matones y ladrones, así como una armadura de escamas que les protegerá de flechazos y navajazos. Completan su uniforme con un capacete metálico, que a juzgar por la fea cicatriz que luce uno de ellos en la cara no es completamente efectivo contra los cortes.


El individuo superior tuvo más suerte y conserva los dos ojos. No está mal para quién se gana la vida con el arco.
   

Este tuvo menos suerte, pero al fin y al cabo ¿quién dice que hacen falta dos ojos para apuntar?

Esto ha sido todo por esta semana. Recordad que podéis seguirnos en Facebook para estar a la última de nuestras publicaciones.



Esperad, ¿que ven mis ojos? Parece que este par de arqueros se han vendido a un patrón con más recursos y ahora guardan las espaldas de la aprendiza del viejo taumaturgo de la entrada pasada. 

Vistos juntos, lo cierto es que no desentonan tanto en su banda...



Ahora si, ¡nos leemos en la próxima entrada!
 

lunes, 8 de marzo de 2021

Frostgrave: la aprendiza del taumaturgo

Han pasado muchos meses desde la última entrada del blog, allá por junio de 2020, año que seguramente recordaremos todos, pero no vamos a recrearnos en los malos tiempos vividos y sí esperamos retomar el blog con nuestras miniaturas pintadas, partidas jugadas e ideas sobre este mundillo.

Vamos pues con una pequeña actualización, presentando a una aprendiza para el mago más cascarrabias de todo Felstad, ya visto anteriormente en otras entradas: El Mago Gris, y en esta entrada ya menciono que le he encontrado una aprendiza, y ojo que está fechada en 2016...



Pues como iba diciendo y retomando mis palabras de hace casi cinco años, al final la aprendiza se ha unido a la banda del mago (será para celebrar que ha salido una segunda edición del juego). Como veréis su atuendo es parecido, aunque ella viste con ropas más coloridas que las del viejo. Sin duda son muy importantes los gorros de mago acabados en punta, que ayudan a concentrarse a la hora de lanzar los hechizos.


La miniatura de nuevo es de la marca Reaper, de la gama Dark Heaven Legends y de metal. Modelada por Bobby Jackson. Destacaría los ojos, un poco exagerados en su modelado pero que se han pintado más pequeños, para que no desentone su cara junto a otras miniaturas. El resto del modelado es sobrio pero muy adecuado para representar una bruja o una hechicera clásica.

Como podéis ver en la imagen inferior, la gama de colores es muy sencilla, el morado y el gris azulado que casan tan bien y el color cuero claro para los correajes. 
 

Todavía nos queda ponerla a prueba en una partida de Frostgrave, que también nos servirá para estrenar la mencionada nueva edición del juego. Mientras tanto os lanzo una pregunta para los que la hayáis probado, ¿que cambios os gustan más de la edición? ¿Llenar la mesa de matones y ladrones a coste cero? ¿los nuevos hechizos? ¿algún escenario en particular?

Y recordad que podéis seguirnos en Facebook (aunque actualicemos poco, todavía estamos por allí).

lunes, 15 de junio de 2020

In Her Majesty's Name - La I Brigada Anfibia de Cartagena, parte 5ª: Reglas


Llega la última entrada sobre la I Brigada Anfibia de Cartagena, nuestra particular reinterpretación del universo Steampunk para el juego In Her Majesty's Name.

Como mencionamos en entradas anteriores, según nuestra particular ucronía, las revoluciones cantonales de finales del siglo XIX no provocan la caída de la Primera República, si no que el Imperio Francés, dirigido por Napoleón IV ha aprovechado la ocasión y ha ocupado gran parte de la península ibérica  tras lo cual ha nombrado rey a Alfonso XII, efectuado su particular restauración borbónica.

Los territorios no ocupados por los franceses se han organizado como ciudades-estado bajo el nombre de la Federación Española. Estos doce territorios autónomos están organizados de forma autónoma, pero muchos de ellos comparten recursos y tropas en su defensa. 


Aquí presentamos, por fin, las reglas para la compañía "La I Brigada Anfibia de Cartagena" para la primera edición de In Her Majesty's Name.



El héroe del Cantón:


El Capitán del Peral:




Isaac Peral y su aprendiz:










Los exploradores:




Esperemos que os gusten las reglas de la compañía. Podéis descargar el perfil en un cómodo pdf en el siguiente enlace: Perfil compañía I Brigada Anfibia de Cartagena
Nos leemos pronto.

Y recordad que podéis seguirnos en Facebook y en nuestro canal de Telegram.






jueves, 4 de junio de 2020

In Her Majesty's Name - La I Brigada Anfibia de Cartagena, parte 4ª: Veteranos y exploradores


Tras la aparición en la entrada anterior del Ingeniero Isaac Peral, y las entradas previas en las que presentábamos a los miembros de la Brigada Anfibia del Cantón de Cartagena le toca el turno a unos personajes que van a darle color y variedad a la banda.

En primer lugar tenemos a Aurelio Gálvez, héroe cantonal de Cartagena. Su apellido rinde homenaje a Antonete Gálvez, y no es difícil imaginar que podrían haber sido familiares. 

Desde joven Aurelio se vio influenciado por el fusilamiento del general Jose María de Torrijos y Ugarte en 1931. Con 20 años se alistó en las milicias y poco después entró en contacto con algunas sociedades secretas, como los Masones y otras aún mas desconocidas.

De su vida oficial se sabe que ha vivido en Guinea Ecuatorial, Cuba y el norte de África, entre otros muchos sitios. De su vida oficiosa poco se conoce, pues los servicios de inteligencia de Isabel II sospechaban que sus acciones estaban encaminadas a derrocar a la reina. Con el sitio de la ciudad de Cartagena por las tropas gubernamentales, Aurelio obtuvo gran notoriedad, pero fue con la defensa contra las tropas Imperiales de Napoleón IV en que Aurelio se convirtió en un héroe de la defensa de Cartagena. 

La miniatura de Aurelio es el oficial corsario de Black Scorpion miniatures, sus modelos son un tanto altos, de 32mm de escala, pero bueno, se trata de un personaje imponente que ha de destacar en el campo de batalla.  Sus ropas y equipo contrastan con las de sus compañeros. Quizás Aurelio ha optado por conservar reliquias como el sable que empuña y el dragón que utiliza como arma defensiva. Bajo su abrigo largo lleva una casaca de rayadillo y reborde dorado, lo que puede ser una evidencia de su pasado en los ejércitos coloniales tanto de África como del Caribe.


Aurelio, de semblante ceñudo, es un líder carismático para las tropas de Cartagena. Cuando las circunstancias lo requieren, comanda muchas de las incursiones de la Brigada Anfibia, pues a su experiencia en incursiones militares se suma su formación política y académica, de forma que para la Junta Cantonal de Cartagena se convierte en un personaje de total confianza allá dónde se encuentre.


Como hemos dicho antes, Aurelio es un veterano de mil y una aventuras tanto en la España peninsular como en otros muchos territorios, en sus viajes ha trabado amistad con Luisito Malabo. Luisito fue deportado a Fernando Poo tras una revuelta en una plantación en la cual se le denunció como un instigador contra los terratenientes que la regentaban. En la isla, un presidio repleto de exiliados políticos de España, rebeldes filipinos, criollos y esclavos fugados, conoció a Aurelio Gálvez, tras lo cual lograron llegar a las costas de Cadiz en una travesía que no es el momento de narrar.

La miniatura de Luisito Malabo llegó a mis manos de manera inesperada, como muchas otras me la regaló mi compañero de blog Alejandro Ponce, y pertenece al blister de personajes Askari de la gama de Darkest Africa de Foundry. Desde el primer momento me pareció un explorador africano experto en moverse sigilosamente. El machete que empuña junto a la mirada ceñuda lo hace aún mas amenazador. Su piel oscura ha sido un reto de pintura, pues nunca me había planteado pintar a un personaje de este tono de piel, y creo que ha quedado muy bien.
Luisito viste un simple pantalón corto y lleva el pecho descubierto, confiando en su habilidad para esconderse del enemigo, a sabiendas de que la mayoría de uniformes militares son completamente inútiles para detener una bala.

Junto a Aurelio y Luisito se encuentra Mauricio Nguema, otro esclavo huido de las plantaciones de cacao de Guinea Ecuatorial que ha encontrado en el grupo de Aurelio una nueva vida. Viste con un simple taparrabos blanco y lleva una calabaza a modo de cantimplora.

La miniatura de Mauricio es, al igual que la de Luisito, un personaje Askari de Foundry. Este lleva un poco mas de pelo en un denso recogido sobre la cabeza que cae por los lados en tirabuzones. Como Luisito, no lleva más ropa que lo mínimo para tapar sus vergüenzas, y sabiendo el clima de Cartagena, seguramente no necesite mucho más.


Mauricio y Luisito han ejercido en múltiples ocasiones de exploradores en todo tipo de incursiones que ha realizado la Brigada Anfibia, tanto en la península como en las costas africanas, y en territorios de la Federación Española como en zonas enemigas.


Pues ya sólo nos queda en la próxima entrada poner las reglas para los integrantes de la Brigada Anfibia. Recordad que podéis seguirnos en Facebook.
Nos leemos.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...