martes, 21 de junio de 2016

SOTR 1949: Escuadra Coloso

Hace unas semanas os presentamos un relato de Juan García Rodenas sobre La Nueve en el mundo devastado de Secrets of the Third Reich (podéis leerlo aquí), así que hoy vamos a meternos con la presentación de la primera unidad para estos exiliados: Las unidades de mechs Colosos.

Entre los mechs que ha utilizado La Nueve se encuentra el famoso Comanche y el obsoleto, pero fiable Coloso. Los Colosos son mas voluminosos y lentos que otros mechs ligeros, aunque también mucho mas robustos. Sus requisitos de mantenimiento son simples, y los mecánicos de La Nueve los conservan en perfecto estado de funcionamiento.



La Nueve se encuentra en territorio francés, esa tierra de nadie creada entre la retirada de la Wehrmacht y su puesta en marcha de su plan de "tierra quemada", con la destrucción de París y el abandono de los aliados de la conquista de Francia. Sólo La Nueve sigue avanzando hacia el este, moviéndose entre pueblos sumidos en el caos por la perdida del gobierno y la siempre amenaza de los zombies levantados por el gas V.


Los pilotos y los mecánicos no pierden la oportunidad de señalar el material de La Nueve con banderas republicanas pintadas sobre la gruesa chapa. Muchos vehículos ademas tienen nombres de batallas o asaltos de la guerra civil española, y sus pilotos escriben mensajes y símbolos que les ayudan a recordar por que luchan entre tanto horror. 





Reglas de la Escuadra Coloso:

0 – 2 Unidades de Colosos 6RP/modelo
Hasta 3 modelos por unidad.

Pueden combinarse las opciones de Asalto y Antivehículo con total libertad.

Cualquier unidad de colosos puede incluir un Mech Comanche (ver SoTR:1949) por el coste normal indicado en el reglamento (manteniendo el máximo de 3 vehículos ligeros por unidad). El piloto de Comanche gana las reglas Nervios de Acero (Nerves of Steel) y suma un punto a su instrucción (cool).


English translation rules:
0 -2 Colossus units: 6 RP per model
Maximun 3 models per unit. You can mix antivehicle model and assault model as you want.

Every unit of Colossus can add a single Comanche mech (see SOTR:1949 rulebook) at the normal cost. The pilot has the Nerves of Steel special rule.


Colossus - Assault
Small Mech. Velocity 2 (4", 8", 12")
Light armour. 

Pilot: Corporal (Veteran). Nerves of Steel.

Weapons: LMG, Flamethrower
Equip: Radio, Sealed hull, Radiation shield.
Can be equiped with Infrared Sigths for 1 RP.


Colossus - Antivehicle
Small Mech. Velocity 2 (4", 8", 12")
Light armour. 

Pilot: Corporal (Veteran). Nerves of Steel.

Weapons: Rockets AT medium
Equip: Radio, Sealed hull, Radiation shield, Optical range finder.
Can be equiped with Infrared Sigths for 1 RP.


Hemos querido mezclar los mechs Colosos y Comanches para representar el problema de la Nueve para reemplazar los modelso mas antiguos. Los Comanches son nuevos, mas veloces y con la posibilidad de ser equipados con armas mas variadas, pero su mantenimiento es costoso y está fuera del alcance de La Nueve. No obstante los pilotos están entrenados en su uso y cuando tienen la oportunidad de utilizar un Comanche no dudan en llevarlo al frente, para apoyar a los Colosos.



Los Colosos son la vanguardia de La Nueve. En aquellas misiones en las que se espera una fuerte resistencia enemiga los Colosos participan abriendo camino y cubriendo a sus compañeros. También están especializados en luchar contra amenazas sobrenaturales como los zombis y los hombres lobo que pueblan Francia.



Como habréis podido reconocer, las miniaturas que se han usado para representar a los Colosos no son mas que los Kolossus de AT-43, solamente repintados para que representen mechs con el color verde oliva tan común en los vehículos americanos y con la bandera republicana en su flanco izquierdo. Si os fijáis se han conservado las miniaturas tal y como son originalmente, y es que no dejan de ser estupendas por si solas y cada día mas difíciles de encontrar. 

Los mechs llevan, como no podía ser de otro modo, las insignias del ejército de la Francia Libre, la cruz de Lorena y una pequeña bandera francesa (suponemos que a La Nueve no les importa que siga allí). Los mechs también llevan la estrella aliada en el frontal y un número de serie (310, 411, 412 y 419) y al otro lado el nombre con el que se les ha bautizado (Segre, Pasionaria, Espartaco y Pozoblanco) todo para imitar el estilo de los vehículos del Ejército Popular durante la guerra española.




Volveremos en breve con mas unidades para La Nueve, así como sus reglas completas. Mientras tanto y para manteneros alerta de nuestras actualizaciones os emplazamos a seguirnos en nuestra página de Facebook: Freakland Scenics

Hasta la próxima.

jueves, 16 de junio de 2016

Encargos: Enanas de Hasslefree



Svala 2 y 1 según las veis, dos miniaturas del mismo personaje. Son las protagonistas de nuestra entrada de hoy. 

Hola a todos:
Hoy me gustaría hacer una breve reflexión personal sobre los encargos. Voy a dejar de usar la impersonal primera persona del plural para pasar al singular.
Mi reflexión es que no soy bueno pintando por encargo. Y no se trata de la calidad del acabado. Hace más de diez años que dejé de pintar para otros, y parece que se me habían olvidado los motivos. Las razones por las que no lo hago es porque necesito motivación para pintar. Esto es difícil de explicar. Tengo miles de miniaturas en la lista de espera, y obviamente no me piden de comer. Quizá me emocione más o menos con un proyecto durante un tiempo. Puede que no me apetezca pintar en seis meses; puede, además, que la vida te obligue a dedicar tu tiempo a cosas más mundanas. La disciplina la gasto en estas últimas. Pintar, pinto por impulso. Esto quiere decir que a veces me quedo mirando la estantería, abro cajas, miro la mesa de trabajo... Y nada. Otras veces me pongo compulsivamente y alcanzo a pintar, o a casi completar, una banda de diez o doce miniaturas. Una vez pasado el momento de creatividad, volvemos a iniciar el ciclo. 
El mantener este blog abierto y funcional, y el compromiso adquirido con sus miembros, ha hecho que pinte con más asiduidad, que me implique, que no quiera dejar tirados a aquellos que se curran las entradas de cada semana, y que esperan que publique la mía el martes que me toca, ni tampoco a todos aquellos que nos seguís semana a semana. Cuando hemos recibido encargos en nuestra web, el equipo ha cumplido extrictamente. Yo no soy eficaz ni eficiente, Freakland sí. 
Hoy ya voy con retraso, estamos a miércoles. Un día no es nada cuando pueden pasar años para que pinte una miniatura. Con el Frostgrave se puso de moda utilizar antiguas miniaturas Citadel para representar los distintos mercenarios y magos. Algunas de las figuras que habéis visto por este blog llevaban un cuarto de siglo esperando ser pintadas. 
No espero, sinceramente, que alguien que me haya encargado que le pinte una miniatura a título personal, y que yo haya aceptado pintar, craso error, entienda lo que digo. Las cosas llegan cuando llegan, y, evidentemente, no voy a cobrar por algo que lleva un retraso de más de un año. Por todo esto no acepto encargos. 
Pero basta de duelos y quebrantos, vamos a los muñecos. Hoy os presento dos miniaturas de la casa Hasslefree, una de nuestras favoritas. Tiene una gama espectacular, y su estilo ha ido variando con el paso del tiempo. Kev White, su modelista, es un maestro de las proporciones y el dinamismo, y sus figuras son pura calidad. Estas dos enanas pertenecen a una de sus gamas de fantasía, ya algo antiguas, cosa que se nota en la composición de las piezas. Para aquellos que les gusten los enanos siguen siendo muy recomendables. 
Ambas miniaturas son variantes de un mismo personaje, bautizada por los chicos de Hasslefree como Svala. Esta es la primera versión, con una rodilla en tierra, desafiante, y esta la segunda, martillo al hombro, más estática, pero con mucha más personalidad. 
Vamos a ver a Svala UNO: 

La parte trasera es la más espectacular de Svala 1. Se puede apreciar el martillo perfectamente, con el metal azulado y el brillo cenital, así como todos los adornos, que, aunque pocos, lleva en el sencillo vestido.

He conseguido pintarle ojos con iris y pupila a la miniatura. El color gris de los ojos va perfecto con el resto del traje. 
En mi versión de Svala 1 he utilizado una gama de azules que van desde uno muy profundo de vallejo, hasta el blanco mezclado con azul eléctrico. El martillo está pintado con un metal de pintura americana y un plata al alcohol de la marca Kokolo

Svala 2 tiene mucha más personalidad. Su vestido, más de faena, ha evolucionado. Aunque estática, su pose es más natural, menos forzada que la de su homónima. Parecen hermanas más que el mismo personaje. De hecho con esa idea las he pintado. Una con colores basados el el hielo más profundo, la otra con colores más volcánicos.
Vamos a ver a Svala 2:

Los colores mezclan marrones que se iluminan con naranjas y amarillos, lilas que pasan del marrón al amarillo, negros que tienden al rojo. Esta miniatura tiene mucha más vida, y me ha dejado mejor gusto de mi trabajo. 

El modelo anterior, aunque conserva las trenzas, no porta la espada corta con las runas en la vaina, ni las cantimploras. También ha cambiado el  astil del martillo, cargado de ensalmos enaniles. 

El modelado de guantes y botas, aunque siga el mismo esquema que en su sosías, es más proporcionado. Esta segunda Svala se ata las botas de otra manera. 

Y por hoy nada más, espero que os hayan gustado las miniaturas, y perdonad por el desahogo. A veces este hobby es muy duro... Bromas aparte, os esperamos la semana que viene.
¡Seguidnos en Facebook!



martes, 7 de junio de 2016

Freakland en Felstad: Refuerzos Acorazados

Estamos de nuevo en Felstad, o mas bien en los alrededores. Esta vez vamos a comentar los beneficios de las armaduras en Frostgrave aprovechando que hay nuevos reclutas en la banda del siniestro mago gris.

En las aldeas cercanas a Felstad los aventureros esperan descansar tranquilos,
siempre que la ronda nocturna cumpla con su cometido.
Frostgrave es un juego basado en el famoso dado de veinte caras o D20. Como el sistema de combate está supeditado a una sola tirada D20 que determina tanto el acierto del ataque como el daño recibido, es normal que en las tiradas mas afortunadas de la partida un oponente deje fuera de combate a otro casi automáticamente. Este sistema implica que las armaduras (recordamos que todo el mundo tiene una armadura basica de 10, y que las mejores armaduras llegan a 12 o 13) rara vez sirven mas que para evitar apenas 2-3 puntos de daño. 

Templario. Miniatura de Games Workshop, de la unidad de Grandes Espaderos del Imperio.
Todo un icono de los primeros días de la sexta edición de Warhammer que no he querido perder.
Así que si las armaduras apenas sirven para evitar algunos puntos extra, ¿que sentido tiene reclutar a soldados acorazados frente a otros mas baratos? Pues por que es muy probable que esos dos o tres puntos de diferencia permitan que tu soldado sobreviva frente a un ataque de un enemigo de baja habilidad (como un thug, un perro o un thief) o contra una flecha. Lo divertido de Frostgrave es jugar una campaña, y sin duda pasadas unas partidas todos los jugadores verán como sus tesorerías comienzan a llenarse de monedas expoliadas de la ciudad de los hechiceros. No hay que escatimar en contratar a tropas acorazadas, pues ese punto de resistencia extra puede ser decisivo.

Viejo con armadura procedente del catálogo de Hasselfree Miniatures. Se ha pintado
para potenciar el efecto del reflejo de la luz amarillenta de la antorcha. 
Las tropas con armadura pesada tienen también un problema en lo que respecta a su movimiento. Mientras otros corretean por Felstad cargando con cofres de aquí para allá, aquellos con armaduras apenas pueden moverse 5 pulgadas en cada acción, con lo que quedan descartados como porteadores de tesoros y deben ser desplegados y movidos con cuidado. Aun con la restricción a su movimiento, los caballeros y los templarios son unos oponentes a considerar y su sola presencia ahuyenta a ladrones y matones casi automáticamente.

El viejo caballero deambula encorvado por el peso de la armadura de placas, pero aunque parezca que apenas puede
empuñar su espada, todavía conoce muchas maniobras y muchos trucos que sorprenderán a los guerreros mas impetuosos.
Hay distintos perfiles para secuaces con armaduras pesadas. Como he comentado tanto el templario (templar) como el caballero (knigth) son los mas comunes, pero no podemos olvidarnos del tirador (marksman) o del capitán (captain), aparecido en una mini-campaña. La merma de movilidad hace que estos secuaces no sean tan móviles, y es complicado imaginarse una banda en la que haya mas de 2-3 soldados acorazados, pues uno de los principales problemas es no tener la velocidad suficiente para reclamar los tesoros antes de que el enemigo pueda hacer lo propio. El tirador es un caso a parte, pues dado que será bastante estático puede permitirse sacrificar un poco de movimiento a cambio de esa protección extra.

Por último está el capitán, un soldado que podemos equipar a voluntad (aunque hay que recordar que lo que le demos, se lo quedará como pago a sus servicios, incluyendo equipo mágico) y que puede llevar armadura pesada y escudo, convirtiéndose en un hueso duro de roer como el caballero, pero con la opción de poder tener un punto mas de movimiento, lo que le hace mucho mas maniobrable y útil en el campo de batalla.

Detalle de la cara del viejo, la parte derecha se ha pintado con colores fríos grises mezclados con carne
élfica y enana, también se ha dado algún lavado de morado muy diluido. La parte izquierda, la cercana
a la fuente de luz está pintada con rojos, naranjas y amarillos, todos mezclados en mayor o menor medida
con los carnes. Los elementos mas prominentes están rematados en blanco.
Esto ha sido todo por esta semana, esperemos que os haya gustado tanto el análisis como las miniaturas presentadas.

Sólo nos queda recordaros que podeis ¡seguirnos en Facebook!
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...