martes, 5 de noviembre de 2013

Warmachine a tope III: Pistol Wraith proxys.



"Corre una leyenda entre los mejores pistoleros cygnaritas, muy, muy a sotto voce. Dice que un día, el más inesperado, tendrás un duelo con la muerte. No estarás borracho, ni enfermo, ni herido. Estarás sano, en perfecta forma, en la plenitud de tus facultades, y te sentirás seguro. Un día de esos, Ese Día, la muerte vendrá."

"Aparecerá de entre la bruma, llamándote por tu nombre, y formándose en la niebla verás a uno de los tuyos con apariencia cadavérica, casi etéreo. Una visión aterradora a la que no puedes apartar de tí, pues no hay puertas ni muros que puedas interponer. En ese instante piensas: ¿Puedo matar a la muerte? Y más te vale apelar a tu conocimiento arcano y acertar el primer tiro. Todo volverá a parecer normal, y así pueden pasar muchas lunas. Pero al final comprendes que estás condenado,  pues la muerte no falla, te matará de un solo disparo, se adueñará de tu alma, y te convertirás. Pues no es la muerte, es un espectro pistolero. Vendrán a por tí para arrastrarte hacia la oscuridad y hacerte uno de ellos." 


He de decir que no soy muy partidario de transformar por transformar. Si me compro un muñeco es porque me gusta per sé, y no tiendo a destrozar si no lo tengo muy claro. Y menos figuras de Confrontation. Pero las dos del artículo de hoy aparecieron en un cajón desastre de la tienda de mi localidad, La Mazmorra, y salieron a un precio excelente. 

Todo comienza cuando sacaron el segundo modelo de pistol wraith los chicos de Warmachine:

Este es el segundo pistol wraith que sacaron los de  Privateer.  A mí , sinceramente, me parece mucho más horrible que el anterior. Y al precio que tienen, nada de pasar por el aro.  Este espectro está fantásticamente pintado aunque algo monótono. 

El diseño provocó en mí un total rechazo, y decidí hacerme yo uno transformando alguna figura que cuadrase en el esquema de lo que yo consideraba que debía ser un verdadero pistolero espectral. Y entonces apareció este señor:

Este tipo es el que iba a ser convertido en un espectro pistolero.  La pistola de chispa había que  cambiarla por unos  cañones capaces de detener a un siervo de guerra, y, por tanto, la espada había que sustituirla por un arma de fuego. Su cabeza tenía que pasar a ser un cráneo, había que añadirle efectos especiales de "eterealidad" para alcanzar la imagen que tenía en la cabeza. Los chicos de Rackham, como siempre, nos fascinaban con su estilo de pintura. 
De manera casual, esta figura de Rackham, un pistolero de Alahan, iba a ser convertido en algo parecido a esto:

Pistol Wraith original, que tantas alegrías me ha dado y que tiene un club de fans  acérrimos entre los jugadores rivales.  La imagen pertenece a la página de Privateer. 


Este es el resultado después de algún que otro
arreglo, además hecho en diferentes fases.
Menos mal que una vez terminada no
parece tan horrible como en esta foto aberrante.

El de arriba es el diseño original de pistol wraith, y aunque tiene unas armas sobredimensionadas, tiene un modelado muchísimo mejor que el segundo o alternativo. Y todo hay que decirlo, el pistol wraith es un solo de los que causan sensación cuando aparecen en las mesas de juego. Sus capacidades son más que suficientes para detener a un warjack pesado, acabar con un solo del contrario, o incluso asustar a un warcaster descuidado.  La tentación de sacar dos era muy grande, y empecé a barruntar cual iba a ser la forma final del pistolero de Alahan en su alter ego como espectro. 
Para empezar, si el original tenía armas sobredimensionadas, el mío también. Así pillé un par de pistolones del imperio, y allá que el señor cargó con unos hierros enormes en sendas manos, prescindiendo de la espada, cosa que costó bastante trabajo porque tuve que girar la mano derecha y modificarla para que quedase en una posición de agarre natural.
El pistolero también perdió la cabeza. Por desgracia, no tenía muchos cráneos donde elegir, y la calavera que le puse no fue santo de mi devoción, y lleva ya varios arreglos. Para diferenciarlo aún más del modelo original le modelé llamas en la parte superior del cráneo, a modo de pelo.
Punto y aparte merece el tema de la pierna derecha, que fue amputada y con masilla le hice una especie de espiral de humo. Intenté que pareciese que el espectro se materializaba justo en el momento de disparar. Alargarle las solapas de la guerrera, y añadirle algún que otro volante para hacerla más barroca fueron los toques finales. Horrible, ¿verdad?

Bien, pues el segundo ni me he molestado en despintarlo. Este señor de debajo, fanático servidor del Grifo, es Garrell el redentor, y apareció en un cajón desastre descabezado y sin suerte. En cuanto lo vi, dije  "¿por qué no un espectro pistolero con rifle?".  Inmediatamente el necrocirujano se puso a trabajar, y no tuvo más que sustituir la cabeza por un cráneo. Para darle efectismo a la miniatura se optó por la misma opción que en el anterior, convertir parte de sus piernas en gas y fuego con masilla, y añadirle vuelo a la gabardina. El efecto es aterrador, os lo aseguro, y es, de las tres figuras de pistol wraith (bueno, rifle wraith), la que más me gusta.

Garrell "el desdichado", diría yo. Seguro que habrá algún coleccionista de Akylannia que anda desesperado buscando esta miniatura. Lo siento, Lord Toruk la tiene. Algunos vais a decir que soy un desastre y  lleváis razón. Todo aquello  de la limpieza, el orden y la  pulcritud me lo he saltado en pos del arrebato y el ansia. Como parte de su tétrica transformación se le han añadido unos largos mechones de pelo al cráneo con masilla. El cráneo pertenece a la nueva hornada de esqueletos que sacó Games Workshop hace unos años, mucho más proporcionados que los anteriores. 

Claro, visto así, podréis decir que esto es un desastre, que no leéis más y que me den morcilla. Voy a poner unas fotos del proceso de pintado de los tres pistol wraiths para que veáis por dónde fue evolucionando la cosa, al tiempo que las voy comentando:
Una vez hecho el trabajo con la masilla y terminada la transformación, se les dio imprimación en negro. Esta ayuda mucho a ocultar detalles y fallos en la trasformación. El siguiente paso fue darle a los gabanes una base de Gris Sombra de Game Color de Vallejo. A partir de este color, con negro, el mismo gris y tinta verde, se trabajaron las sombras. 

En esta fotografía vemos las luces acabadas de los gabanes, que acaban en gris sombra de nuevo, junto con una máscara de gris y tinta verde que le da uniformidad a la miniatura. El fuego-nubes-espirales se ha tratado con una base de verde ciprés, luego una iluminación hacia Verde Claro de Vallejo Model Color.  Las zonas más oscuras del fuego se han trabajado con una máscara del mismo verde y tinta púrpura, que fue evolucionando con unos toques de naranja (Citadel Fiery Orange). Por último, un toque de Verde Fluorescente de Vallejo Game Color,  sólo en las zonas donde queremos destacar las formas, y como toque especial, un toque de verde-blanco en el wraith del rifle en la parte intermedia de las llamas. 

La siguiente fotografía ya está mucho más evolucionada, a falta de pintar las partes metálicas de los wraiths. Se ha utilizado un verde ciprés como color que uniformice la miniatura. Todas sus partes llevan un leve toque del mismo color. Al fin y al cabo el color verdoso espectral es el que va a igualar la miniatura. Para los cráneos se ha utilizado el Tan Yellow de Vallejo, con máscara de verde ciprés de Maestro e iluminación hacia el blanco de Vallejo. Para los correajes y guantes se ha utilizado un marrón claro. 

Estos tres tipos serios en la mesa de trabajo. Ya tienen el color base de las empuñaduras de las armas, los guantes y los corchetes y demás correajes pintados. Ahora faltan los metálicos que se harán dando una base de acero natural de Vallejo, para a continuación oscurecerlo y perfilarlo con una aguada negra. Una vez hecho esto se procederá a iluminar los metales y darles unas ligeras veladuras con verde ciprés. A continuación se darán las luces definitivas con plata de pintura de base alcohol. 
En fin, ya está bien de explicaciones del proceso. A continuación paso a mostraros ya fotografías de los muchachos terminados. Espero que os gusten tanto como me ha gustado a mí pintarlos. 

Primeras fotografías. Espectro Pistolero 1. El original de Privateer Press:




Esta miniatura tiene dos perfiles claramente diferenciados, uno muy bueno, el primero, y otro con bastantes menos detalles, el trasero. 

Segunda miniatura: Espectro Pistolero Proxy (Antiguo Alahan):



Tercera miniatura: Espectro Pistolero Proxy (Antiguo Redentor):




Como véis, las peanas se han decorado en todos de una manera sencilla, ya que son miniaturas que se van a ver por las mesas de juego. Únicamente se ha utilizado arena fina, marrón chocolate (pintura americana), una aguada en negro, y una posterior iluminación en marrón chocolate otra vez, y después en el amarillo claro de Vallejo que ya hemos utilizado en las miniaturas. Además se ha hecho una mezcla de verde ciprés con verde fluo de Vallejo para iluminar las piedras que están cerca del fuego del espectro. La hierba, que es de los montoncillos adhesivos de Citadel, se ha pintado con esa mezcla. 

Ya va siendo hora de que los veamos a los tres juntos:



Espero que os haya gustado este tutorial y su correspondiente galería fotográfica. Creo que tengo uno de los tríos más terroríficos de las mesas de juego. A ver si sacan un Espectro Pistolero personaje y puedo alinearlos, tal cual los vemos en estas fotografías, pero en el campo de batalla. 

Saludos. 
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...