martes, 21 de octubre de 2014

Kratio Dodecicus, Señor de la Forja de los Manos de Hierro

Los Manos de Hierro son un capítulo de Marines Espaciales de la primera fundación, creados a partir de la semilla genética de su Primarca, Ferrus Manus. Aunque inquebrantables en su fe en el Emperador de la Humanidad y su sueño de la unidad humana, los Manos de Hierro también creen que la carne humana es débil y fácilmente corruptible, y se esfuerzan por sustituir sus cuerpos orgánicos con órganos y extremidades biónicas, tanto para aumentar su infalibilidad en el campo de batalla cómo para estrechar sus vínculos con el Dios-Máquina, al cual muchos de ellos relacionan directamente con el Emperador.

La identidad única de los Manos de Hierro está forjada por su creencia de que toda carne es intrínsecamente débil, ya que está sujeta a la mortificación, la decadencia y la tentación por lo que en última instancia debe ser purgada para servir mejor al Emperador. Algunos de los más veteranos de entre los Manos de Hierro han llegado al extremo de que son poco más que máquinas que acunan jirones de su antigua humanidad. El mas alto honor que un miembro de la X legión puede obtener es ser encerrado dentro de un Dreadnougth, un sarcófago robotizado que le permite servir a su causa mucho mas allá de los límites de un mortal. Muchos Manos de Hierro han servido a su clan durante mas de mil años, impasibles, casi se diría que se encuentran como autistas, pero cuando su deber les requiere se convierten en máquinas de guerra imparables.

Kratio Dodecicus es un Señor de la Forja, un líder entre los tecnomarines que comandan la legión. Su armadura está reforzada para llevar un arcano rayo de conversión, obra de un artesano del Adeptus Mechanicum de hace mas de 10.000 años.


A diferencia de otros Señores de la Forja de los Manos de Hierro, Kratio aún conserva muchos elementos de su cuerpo orgánico. Su cara todavía expresa sus sentimientos, aunque cada vez de manera mas espaciada. Kratio todavía se maravilla reparando los valiosos artefactos de la X legión con sus propias manos.


Como veis, Kratio es un tecnomarine de edición especial al que le he modificado el servoarnés para que llevara un cañón de plasma colocado en posición horizontal que funcionara cómo rayo de conversión. Añadí un estandarte en la espalda, pues hace que la miniatura tenga mas notoreidad, a pesar de lo sobrio del pintado. Unas cuerdas de guitarra y un servocráneo terminaron de cuadrar la miniatura.



Kratio tiene el deber de realizar diversas tareas que muchas veces lo alejan del grueso de su Clan. Sus deberes como Señor de la Forja muchas veces lo llevan a comprobar olvidadas instalaciones en planetas remotos, cómo en Tariis XXXIV, dónde al aterrizar con su pequeña lanzadera personal se vio implicado en la recuperación de un poderoso artefacto junto a la Deathwatch.



Esperemos que os hayan gustado las fotografías. Próximamente mas Hijos de Ferrus.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...